Publicidad

Publicidad

1 de diciembre de 2017

Erick Cortez entre la madurez y la calidad en el XXV Aniversario


En su largo peregrinar por Europa, Erick aprendió de los que han revolucionado las estructuras del toreo. En la gráfica con Simón Casas y Enrique Patón


Por: Jesús Ramírez "El Tato"

En una etapa artística muy firme, realizando un toreo que convence a los más exigentes, conjugando madurez con calidad, arribó a 25 años de alternativa el moreno diestro Erick Cortéz, uno de los pocos que puede presumir de reunir acrisoladas virtudes, que lo mantienen sin desfallecer fiel a su concepto de artístico toreo.

Con viento a favor o en contra, Erick Cortéz, ha aceptado todos los retos, superando obstáculos y añejando su toreo de clase y maestría, sin que los calendarios le quiten la ambición de novillero o el hambre de triunfos.
 

Una larga carrera fundamentada con triunfos convincentes

En un año duro y difícil en el país, con plazas monumentales cerradas y las portátiles arrumadas al sol, Erick Cortéz se dispone a celebrar su XXV aniversario de matador con lujo y brillantez de acontecimiento de tronío en el Círculo Militar de la avenida Las Delicias de Maracay este sábado y domingo 2 y 3 de diciembre.  Lo hace demostrando que ha bebido de las copiosas fuentes de los grandes empresarios, fortalecido en el ánimo al colocar en la parrilla de salida a toreros olvidados por las empresas, pero de gran mérito como el caraqueño Luis Pietri de triunfal actuación reciente o Juan José Girón, estandarte del glorioso apellido y hace poco con Alfonso Rondón y José Cariel, así como valiosas oportunidades a aficionados prácticos como Arnold Miranda o el incipiente novillero Alejandro Medina.

Este fin de semana es otro gran reto. Erick asume el doble rol nada fácil de empresario y torero, al recibir a Pedrito de Portugal, quien vino desde Lisboa a celebrar en el ruedo el aniversario de Cortéz y por si fuera poco, lo que muchos no creían y que ha levantado ronchas, el debut como matador de toros del nuevo astro Jesús Enrique Colombo.

A esta soñada actuación, no le han faltado las aristas de los que aran en el mar envueltos en el manto del egoísmo y la zancadilla brutal, tal vez sin darse cuenta, que aún con la añeja maestranza cerrada, el toreo ha recobrado brillo en Maracay con el esfuerzo de Cortéz, llevando el espectáculo taurino al recinto militar de moda en Maracay por su amplia gastronomía y seguridad. Y en un remozado coso de vigas y aceradas láminas torea Jesús Enrique Colombo mano a mano con el homenajeado ante novillos de la triunfadora divisa yaracuyana de Campolargo! Quién lo diría!....
 

Siempre dando la cara con los mejores carteles

Así que este fin de semana, una vez más, Erick Cortéz se consolida como torero y empresario. Con corazón y cabeza, vocación y entereza para desafiar la crisis e imponer otra lección que le va a brindar frescura y esperanza al toreo en Venezuela, que urgentemente necesita más de soñadores y optimistas que plañideras que se refugian en la oscuridad.

Pero lo más importante y notorio, de este gran acontecimiento taurino, es que hay una muy clara nube que da carácter de prologo y epilogo a estps festivales, como una corriente que se mueve entre la curiosidad y la expectativa creciente, algo etéreo que se respira pero no se toca, se percibe pero no se retrata, es el ambiente que llamamos los taurinos, ese que es al toreo lo que el duende al cante. Los dos habitan una atmosfera inconcreta, pero se sienten.  O sea, en Maracay hay un gran ambiente taurino este fin de semana.